Nov
13

Al son que me toquen bailo

posted on November 13th 2018 in Madurez with 0 Comments

Cuando nos acomodamos y somos flexibles usamos la frase. “Al son que me toquen bailo” esa frase se usa para los que tienen la facultad de adaptarse rápidamente a las circunstancias. Adaptarse es bueno en general, el diccionario dice que es acomodarse o ajustarse [una persona] a un lugar o una situación diferente de los habituales o idóneos.  Acá surge una pequeña duda. Cuál es nuestro estado habitual o idóneo?  La respuesta habitual podría ser el bienestar económico, de salud y emocional. Cualquiera que sea el orden en el que cada uno de nosotros priorice, pero más allá de esto lo que me dice es que adaptarme puede ser también un poco peligroso; si me adapto a una situación por repetición o por evitar la confrontación puedo caer en el conformismo, el opuesto a mi propia evolución. Con frases simples como: Esto es lo que hay, es mejor no hablar para no alborotar el avispero,  es muy tarde para, a mi me enseñaron que esto era así y punto. Dejamos de cuestionar nuestras incómodas situaciones porque nos adaptamos. No me refiero a ser crítico con todo, me refiero a lo profundo a luchar por un sueño, un amor, una relación, por nuestra salud, a generar comportamientos que de una forma u otra nos permitan crecer de adentro hacia afuera. Que bueno es tener la facultad de adaptarse; sin embargo luchemos por adaptarnos con la incomodidad que genera el reto que nos permite madurar. Si le preguntáramos a una mariposa si fue divertido salir del capullo no creo que nos diga que fue fácil. Te dejo un par de preguntas hoy.   A qué me adapté que no ha traído crecimiento a mi vida o a la vida de los que me rodean? Me adapté o estoy aguantando o fingiendo? Sería interesante co-crear el son en el que me conviene bailar.

We would love to hear your comments